Las Guaitecas, Aysén (2013) - Minisitios - ONEMI

Menú Principal

http://190.196.69.247/wp-content/uploads/2016/10/simulacro_macrozona_sur_2013.jpg

Las Guaitecas, Aysén (2013)

Lugar: ;17 Hora: 11:15
Tipo: a:2:{i:0;s:1:"4";i:1;s:1:"7";} Cobertura: Borde Costero
Participantes: 834
Regiones del sur del país participaron en simulacro de terremoto y tsunami

 

La Oficina Nacional de Emergencia del Ministerio del Interior y Seguridad Pública, efectuó el ejercicio hoy 15 de octubre, iniciativa que forma parte del programa “Chile Preparado”.

Esta mañana, a las 11:15 horas, se dio inicio al simulacro de la macrozona sur,  ejercicio que abarcó las regiones entre Biobío y Aysén. La actividad, organizada por ONEMI emuló un sismo de 9.2 grados Richter con percepción de mayor intensidad grado XI en la Escala de Mercalli y un posterior tsunami. En este contexto, las cifras preliminares indican que a nivel nacional, participaron cerca de 110 mil personas, quienes de forma simultánea evacuaron a sus respectivas zonas de seguridad.

Además, el ejercicio auto convocó a los Comités de Operaciones de Emergencia a nivel regional y comunal y a los organismos que componen el Sistema de Protección Civil.

Al momento, los reportes preliminares señalan que en la Región del Biobío se movilizaron cerca de 68 mil personas, en la Araucanía más de 10 mil, en los Ríos sobre 5.000, en los Lagos 25.000 y en la Isla Melinka, en Aysén, más de 800 personas.

La actividad fue monitoreada desde el Centro Nacional de Operaciones de Emergencia por el Director Nacional de ONEMI, Ricardo Toro, junto a los representantes de diversos organismos del Sistema de Protección. Al respecto, la autoridad señaló que este ejercicio tenía dos ámbitos de acción: que las personas ubicadas en el borde costero se desplazaran de manera rápida y ordenada a las zonas seguras a través de las vías de evacuación, y por otra parte, poner en acción a los Comités de Operaciones de Emergencia en sus distintos niveles y verificar el estado actual de preparación de sus componentes”.

“Estos simulacros son una oportunidad única para trabajar por la seguridad de nuestra población y así evitar la pérdida de vidas humanas ante eventuales desastres. Debemos tener la claridad que no hay tecnología en el mundo capaz de predecir los movimientos telúricos, por lo que nuestra responsabilidad es aprender a auto cuidarnos y saber reaccionar de manera adecuada ante los embates de la naturaleza”, indicó la autoridad.

Cabe destacar que más de 800 evaluadores, entre estudiantes de educación superior, personal del Ejército, funcionarios municipales y ONGs, estuvieron distribuidos en las regiones comprometidas, para realizar los levantamientos de información, que serán fundamentales para la elaboración de los informes de lecciones aprendidas y mejoramiento del sistema.


Galería de Fotografias